TURISMO DE GOLF

Un segmento vigoroso y con gran proyección

Sin duda alguna en turismo es el momento de los nichos, de los mercados específicos. Y dentro de la maraña de opciones, uno de los mejor posicionados y con mayores expectativas de crecimiento es el del golf. Un deporte que mueve más de € 2,4 mil millones solo en paquetes turísticos al año.

Del 14 al 17 de octubre próximo se realizará en Marrakech una nueva edición de la mayor feria internacional dedicada al turismo de golf, la IGTM, un evento de la Asociación Internacional de Operadores de Turismo de Golf (Iagto, en inglés) que organiza la firma inglesa Reed Exhibitions.

La pregunta de los cerca de 1.300 delegados que asistirán a esta cita en la ciudad más importante de Marruecos va a ser muy sencilla (y es, en realidad, la misma de siempre): ¿cómo vender mejor que el año pasado mi producto al potencial turista de golf? Un proceso de comercialización en el que intervienen numerosos actores, pero que nos atrevemos a combinar en la siguiente receta: mezclar las redes de agencias de viajes que las mayoristas pueden utilizar para distribuir el producto, y sumarle los hoteles con campo de golf propio o situado cerca de la propiedad y que estén bien posicionados entre los deportistas, los canales de reservas de los turoperadores y las plataformas de Internet. Añadamos los torneos de esta disciplina más significativos, –abierto de Estados Unidos, Máster de Augusta, Open Británico y Campeonato PGA, entre otros– a los cuales suelen acudir las oficinas nacionales y regionales de turismo para promocionar sus destinos. Y, como frutilla del postre, sumemos acuerdos con operadores de transporte (líneas aéreas y empresas rentacar, principalmente).

Lo cierto es que en una era donde el “turismo de nicho” cobra mayor relevancia que nunca, el golf es uno de los grandes protagonistas. Un segmento que mueve alrededor del mundo más de € 2,4 mil millones anuales en paquetes al ritmo de una creciente franja de jugadores que, se calcula, hoy llega a los 60 millones.

LOS NÚMEROS MANDAN.

Estados Unidos es el líder indiscutido del turismo de golf, actividad que aporta a su economía más de US$ 84 mil millones anuales, un 22% de crecimiento respecto a las cifras de 2011. Hay en ese país unos 15 mil campos, mientras que alrededor de la actividad existen 1,9 millones de puestos de trabajo.

La segunda nación en orden de importancia es España, con la provincia de Málaga a la cabeza, donde hay 60 campos e ingresan a sus arcas € 1.410 millones al año. Alicante también es un lugar destacado: allí este deporte genera 7.500 posiciones laborales (el 1,27% de la provincia) y € 440 millones anuales.

En términos globales, según datos dados a conocer a fines de febrero pasado por la Iagto, en 2018 las ventas mundiales realizadas por turoperadores de golf registraron una suba del 8,6% con respecto al año anterior, marcando así el séptimo año consecutivo de suba.

En este contexto, los operadores de viajes emisivos de América del Norte superaron las ganancias de 2017, mientras que sus pares europeos mantuvieron su desempeño.

Acerca de los canales de distribución, Peter Walton, CEO de la Iagto, hizo una aclaración: “Las ventas de operadores de tours especializados pueden crecer a un ritmo diferente al de las visitas a los destinos de golf, ya que las operaciones que concretan son solo una vía de negocios para campos de golf y hoteles, ya que las reservas directas también juegan un papel importante”.

Si bien no hay números precisos sobre el impacto de esta actividad en América Latina, México es un claro líder en la materia con más de 200 campos y un 70% de incremento en la oferta instalada en los últimos años. De hecho, existen destinos que se han constituido en verdaderas mecas para golfistas internacionales, como Los Cabos, Riviera Nayarit-Puerto Vallarta y el Caribe mexicano.

En febrero pasado, la realización del World Golf Championship-Mexico, disputado en la ciudad capital, atrajo a más de 60 mil espectadores y fue transmitido a 227 países con un alcance potencial a mil millones de hogares. Su derrama económica fue calculada en $M 969 millones, un 4,6% más que en la anterior edición.

PERFIL VIAJERO.

¿Cuál es el perfil medio del turista de golf? Respecto al viajero medio, se inclina por hoteles de 4 y 5 estrellas, tiene entre 45 y 50 años de media y gasta más del doble que el visitante tradicional. Asimismo, es fiel al destino y tiene estadías más prolongadas. Así se desprende de un trabajo que lleva la firma de la Oficina de Turismo y Planificación de la Costa del Sol.

Los más fanáticos, en una estancia promedio de poco más de una semana salen al campo 4,6 veces y concretan 4,7 viajes al año. La mayoría se trasladan con familiares y amigos.

Datos estadísticos de Bench Craft Company echan luz sobre la actividad en el país con más golfistas en el mundo, Estados Unidos, un país con unos 29 millones de aficionados, casi el 10% de su población total. Ante todo, no caben dudas del poder adquisitivo de sus adeptos, que con US$ 100.980 de ingresos anuales doblan al promedio de los no golfistas.

Un jugoso segmento para cualquier organización en el mundo, ya que el 64% de los mismos han realizado al menos un viaje internacional en los últimos tres años. Además, invierten US$ 6.800 anuales en su principal viaje anual.

A la hora de definir un tipo de turista de golf, Eduardo Ruiz, director del exclusivo resort La Manga Club de Murcia, España, señala: “Es muy complicado generalizar y encontrar un solo perfil de cliente. Tendríamos que segmentar países o regiones para encontrar ciertas similitudes. La experiencia que busca un cliente británico es completamente diferente a la de uno alemán o nórdico. Hoy por hoy, el futuro está en saber proporcionar a cada cliente su propia experiencia personalizada”.

Sandra López García, directora del Club de Golf Fuerteventura, Canarias, añade que “son viajeros de clase media-alta, que suelen estar alojados unos siete días, dependiendo del destino. Aprovechan las vacaciones para disfrutar, aparte del golf, de la gastronomía de la zona, al igual que de otro tipo de atractivos turísticos de los que disponga el destino”.

LO MEJOR DE LO MEJOR.

Se estima que la práctica de golf comenzó en el siglo XV en Europa, especialmente Italia, Francia, Escocia y Holanda. En la misma línea, se cree que el primer club de golf del mundo nació en 1735: The Royal Burgers, en Edimburgo.

Desde entonces ha pasado mucha agua bajo los puentes. Hoy, según el estudio “Golf Around the World” realizado por ESPN, existen 34.011 campos en el mundo, el 45% de ellos localizados en Estados Unidos.

De acuerdo al ranking “Top 100 Golf Courses Worldwide”, los tres mejores campos del mundo están en la Unión americana. Se trata de Cypress Point, en la bahía de Monterey, California; Shinnecock Hills, en Southampton, Nueva York; y Pine Valley, en Clementon, Nueva Jersey. Caber resaltar que en esta tabla no figura ningún campo de América Latina, donde queda un largo camino por recorrer.

Para obtener una visión regional, nos tenemos que remitir al Top 10 de la plataforma iExplore. Allí, encabeza la lista Cabo del Sol, en México, un campo de 36 hoyos diseñado por el célebre Jack Nicklaus entre el mar y las escarpadas colinas de Baja California. Este complejo cuenta con dos resorts de lujo –Sheraton Grand Los Cabos Hacienda del Mar y Grand Fiesta Americana Los Cabos. Además, está comenzando la construcción de un Park Hyatt Resort.

La nómina prosigue en ese mismo país, con los 18 hoyos de campeonato de The Links at Las Palomas, una exclusiva comunidad frente al Mar de Cortés conformada por 800 apartamentos; mientras que el tercer lugar es para el Carmelo Golf, operado a la sombra del Carmelo Resort & Spa, en Uruguay.

Completan este Top 10: Llao Llao Golf Club (Bariloche, Argentina), Casa de Campo (República Dominicana), Mar del Plata Golf Club (Argentina), Lima Golf Club (Perú), Ushuaia Golf Club (Argentina), Parque Valle del Sol (Costa Rica) y Hacienda Pinilla (Costa Rica).

Por otra parte, en el marco del International Golf Travel Market realizado en Liubliana, Eslovenia, en octubre pasado, República Dominicana se alzó –por cuarta vez– con el premio a “Mejor destino de golf de América Latina y el Caribe 2019”. Apuntalaron esta distinción sus 26, catalogados como “desafiantes e impresionantes”, entre los cuales sobresalen 86 hoyos de cara al mar Caribe y 39 frente al oceáno Atlántico.

VENDIENDO EVENTOS.

La comercialización de turismo de golf no se limita al armado de paquetes enfocados en la práctica del deporte en distintos escenarios. También incluye, como el caso del fútbol, basquet y automovilismo, entre otras disciplinas, a personas que viajan en calidad de espectadores de grandes torneos alrededor del mundo.

Este año, por ejemplo, la 148 edición del Open at Royal Portrush, en Irlanda del Norte, atrajo la cantidad record de 237.750 asistentes, superando las 235 mil personas que dieron su presente en el abierto de Royal Birkdale de 2017, en Southport, Inglaterra. Las prácticas en Portrush, inclusive, sorprendieron por haber roto otro record, reuniendo a 61 mil fanáticos. Superó así la marca que ostentaba el torneo de Hoylake, que en 2006 en Wirral, también en Inglaterra, había convocado a 52 mil individuos.

Por otra parte, en China se acaba de crear la Hainan International Golf Alliance, entidad que se propone promover las islas tropicales de la provincia más austral del país en un destino mundial del gigante asiático. Su presidente es Tenniel Chu, titular de Mission Hills Group y operador de Mission Hills Haikow, que con 10 campos está considerado como complejo público de golf más grande del planeta.

“Estamos preparados para ampliar nuestra red de contactos con organizaciones similares en el mundo a fin de reforzar la imagen de Hainan como destino de golf a través de torneos, foros, promociones, eventos y capacitaciones a profesionales internacionales”, sostuvo Chu, quien añadió que “la alianza reunirá a aerolíneas, operadores de charters, agencias de viajes, hoteles y otras compañías relacionadas con la actividad, así como a más clubes de golf de alta calidad de Hainan”.

En el primer trimestre de 2019, Hainan registró 319.100 noches hoteleras, un 20% más que durante similar período del año anterior.

GOLF Y ALGO MÁS.

Más allá de los paquetes especiales, existen interesantes alternativas que permiten combinar el deporte con el turismo convencional. Tal es la opción que despliega Walt Disney World, en Orlando, con cuatro campos que permiten disfrutar del golf a la par de sus famosos parques temáticos. Son éstos: Disney´s Palm, rediseñado por completo por Arnold Palmer Design Company; Disney´s Magnolia, calificado con 4 estrellas por Golf Digest; Disney´s Lake Buena Vista, certificado por Audobon International por su respeto a la vida silvestre; y Disney´s Oak Trail, poseedor de idéntica certificación. Los tres primeros tienen 18 hoyos; el cuarto, nueve. Además, Disney ofrece clases de golf grupales e inviduales a cargo de profesores profesionales y, desde luego, venta de merchandising especial.

La faceta interesante de esta actividad turística es que ayuda a romper la estacionalidad del sector, ya que más de la mitad de los desplazamientos se producen fuera de la época estival, beneficiando a la infraestructura turística local.

Al respecto, Vanessa Vignali, directora de la división Golf de Grupo Piñeiro, comenta: “Los servicios adicionales que ofrecemos desde las cadenas hoteleras son esenciales para conseguir uno de los grandes retos del sector, o sea la desestacionalización del turismo. Disponer de instalaciones para practicar deportes o brindar a los huéspedes la posibilidad de realizar actividades alternativas es sin duda un elemento fundamental para ampliar la temporada, sobre todo en destinos con cierta estacionalidad. Para Bahia Principe Golf, marca dedicada al mundo del golf con complejos en el Caribe, la diversificación de mercados emisores y las localizaciones de nuestros establecimientos juegan un papel relevante en la desestacionalización del turismo, pero sin duda la práctica de actividades y deportes como el golf representa un gran activo”.

Otro de los recursos que tienen las organizaciones que comercializan paquetes de golf es combinar este producto con otros de gran poder de atracción, como el caso puntual del vino. Un ejemplo es el Circuito Internacional por los Caminos del Vino, lanzado en 2012 a través de siete provincias vitivinícolas argentinas con 1.896 participantes. En vistas de su éxito, se fueron sumando países hasta llegar, en 2016, a nuclear a todas las naciones de Sudamérica y a México, llegando a 90 fechas al año con más de 11 mil golfistas.

Una mezcla de golf y la espiritualidad, el yoga y el descubrimiento de fortalezas y palacios deslumbrantes es lo que propone Indiaviajes.com, empresa afiliada a Lufthansa City Center. Sus paquetes incluyen famosos campos de golf del país asiático, como el Golfshire Club (Bangalore), el Royal Calcutta Golf Club (Calcuta), el DLF Golf y Country Club (Delhi), entre otros.

Kalos Golf es un turoperador de Carolina del Norte, Estados Unidos, especializado en combinar cruceros con golf gracias al acuerdo con varias navieras de primer nivel. Sus programas son tan demandados que más de la mitad de sus paquetes para 2020 ya están reservados. Y South America Travel, firma similar con base en Buenos Aires, propone para el año entrante un tour de 15 días que mixtura el famoso Carnaval de Río de Janeiro con juegos en seis renombrados campos de golf de Brasil.

FERIAS: DEL B2B AL B2C.

Los salones feriales son otro de los elementos de canalización del negocio del turismo de golf a través de encuentros entre expositores y compradores de producto. Sin embargo, es preciso diferenciar entre los eventos orientados fundamentalmente al consumidor de artículos para practicar golf y las que tienen como epicentro de su actividad a los operadores turísticos especializados.

El Mondial du Golf, celebrado en abril pasado en las afueras de París responde más al primer tipo de salón, con 150 exhibidores. Firmas de equipos básicos para el juego (palos de golf) y de vestimenta, clubes y escuelas que se ofrecen como centros de aprendizaje, resorts con infraestructura y destinos turísticos componen la nómina principal de expositores en este tipo de convocatorias.

De otro género es el Golf Industry Show, que motorizado por la Asociación de Superintendentes de Campos de Golf de Estados Unidos tendrá su próxima edición del 25 al 30 de enero de 2020 en Orlando, Florida. En la oportunidad se espera la presencia de casi 400 stands y 11 mil asistentes, incluyendo 6.000 compradores calificados de unos 60 países. Se autotitula, con cierta razón, como la mayor convocatoria mundial en su tipo, especialmente por el nivel de decisión de los participantes.

También merece un párrafo el ya mencionado ya mencionado International Golf Travel Market (ITGM), que se desarrollará en breve en Marrakech, un destino con mucho para mostrar al turismo de golf, con 37 campos donde sobresale el premiado Assoufid Golf Club. Los organizadores esperan superar los registros de la edición 2018 celebrada en Liubliana, Eslovenia, donde se dieron cita alrededor de 400 compradores de 65 naciones.

Esta feria lleva el respaldo de la Iagto, que también tiene en su calendario a dos convocatorias regionales: una en Asia, a realizarse del 30 de marzo al 2 de abril venidero en Siem Riep, Camboya; y otra en Norteamérica, programada para el 7 al 10 de junio en Reno, Nevada.

LA IAGTO, EL GRAN REFERENTE

Los operadores receptivos y agencias de viajes que tienen en el turismo de golf su “core Business” integran, junto a empresas y organizaciones de otros segmentos, la Asociación Internacional de Operadores de Turismo de Golf (Iagto, en inglés), entidad creada en 1997. Hoy, su membresía reúne a más de 2.700 asociados entre empresas de viajes y turismo, hoteles y resorts de golf, campos de golf, compañías aéreas, oficinas de turismo, prensa especializada y asociados de negocios de 102 naciones en el mundo. De ese total, sobresalen 708 operadores especializados en golf de 64 países.

Durante la última década, la Iagto ha creado estrategias de turismo para más de 30 destinos y regiones, al tiempo que lleva a cabo auditorías para evaluar las fortalezas y debilidades de aquellos campos de golf que se interesan por atraer más visitantes. Además, la entidad creó un software especial, denominado GolfTraveller, que les permite a los clubes registrar con precisión la demografía de sus visitantes.

www.iagto.com

Temas relacionados

Notas de Tapa